Risotto de calabaza con foie

Pelar la calabaza y cortarla en trocitos pequeños.

En una sartén, calentar un poco de aceite de oliva y echarle los trozos de calabaza. Sal pimentar y a fuego mediano dejar tomar un poco de color.

Añadir el caldo de pollo, la nuez moscada molida, una hoja de laurel  y dejar cocer hasta que la calabaza absorbe todo el caldo. Será el momento de incorporar el vinagre. Dejar pochar tranquilamente hasta que la calabaza este bien cocida. Machacarla a lo gordo con un tenedor (quitar la hoja de laurel)  y presentar en un plato hondo (guardar el plato en un sitio caliente)

Calentar otra sartén sin aceite ni materia grasa y echarle el filete de foie de pato a fuego vivo.

Dejar tostar 1 minuto de cada lado.

Salpimentar y dejar cocer según gusto, pero no mucho ampoco. El foie tiene que quedar flexible. Si cuece demasiado pierde toda su grasa y se pone fibroso.

Poner el filete de foie encima del rizotto de calabaza y servir caliente